viernes, 1 de abril de 2016

Si yo voto borracho Felix de Azúa reflexiona en un estado cercano al delírium tremens


Me criticaba un querido amigo porque he llegado a afirmar que la oposición venezolana (concentrada en una suerte de extraña CEDA que responde a las siglas de MUD) era pro-golpista. Le parecía muy grave: "A esa oposición la han votado mayoritariamente los venezolanos y por eso están en el parlamento votando leyes ¿ Se está llamando indirectamente pro.golpista a la mayoría de la sociedad venezolana que los ha votado? ". Visto así, tiene mucha razón, estaríamos llamando pro-golpistas a millones de votantes, pero es que si le damos la vuelta a la tortilla, también están llamando dictadores o semi-dictadores a todos los venezolanos que durante tantos años han votado por el chavismo.

Y por esa regla de tres, los votantes de Podemos estamos aguantando continuos insultos de la derecha, de la extrema-derecha y de los social-liberales (entiéndase, los sociatas -para mi la socialdemocracia ha muerto-). Ayer por la noche, sin ir más lejos, en la cadena de los integristas católicos (13 TV), estuvieron más de dos horas cargando contra Podemos. En la tertulia no había ningún representante de Podemos ni siquiera algún simpatizante que pudiera defender o al menos propugnar  un discurso diferente del que allí se estaba defendiendo. Daban informaciones sobre el Ayuntamiento de Ada Colau sin contar con la propia versión del consistorio barcelonés. En 13 TV son como Juan Palomo: "yo me lo guiso y yo me lo como". Algo, de verdad, fuera de serie. Una amiga de la derecha me contestó sobre las tertulias de 13 TV: " no veo ese canal porque es imposible fiarse de lo que cuentan, están todos de acuerdo el 99% de las veces". No puedo afirmar que siempre sea así, pero al menos cada vez que zapeo y caigo en 13 TV, la pluralidad brilla por su ausencia.

El último insulto y desprecio hacia el entorno de Podemos viene por boca de Félix de Azúa (fundador de Ciudadanos). A Félix de Azúa  el reciente académico de la Real Academia Española (RAE), no le gusta nada Ada Colau, según informa la prensa, el catedrático ha dicho de Colau que es "una mujer que debería estar sirviendo en un puesto de pescado". Un concejal del PP pensaba de ella que "en una sociedad seria y sana, Ada Colau estaría limpiando suelos y no de alcaldesa de Barcelona". Y Azúa remata diciendo que la alcaldesa catalana "no tiene ni idea de cómo se lleva una ciudad ni le importa. Lo único que le importa es cambiar los nombres de las calles".

Machismo reaccionario tan usual en España por parte de las capas más reaccionarias y retrogradas que siempre han pululado con total desFACHAtez en el solar patrio. Esa patria que quería limpiar el franquista Acedo Colunga.

Para rematar su desfachatez, el catedrático de la RAE ha afirmado que los votantes de Podemos (también incluye al PP y al PSOE) debemos de votar borrachos. Aquí Azúa no se recata y ataca públicamente y a plena luz del día a quienes hemos votado a Podemos y a otros partidos  (más de cinco millones de borrachos han votado a Podemos). ¿Asco y Rabia? No, más bien pena y vergüenza que alguien que diga estas cosas pueda pertenecer a la RAE.

No podemos llamar pro-golpista a la oposición venezolana porque eso es insultar a sus votantes: eso si, los anti-podemos, que son muchos, pueden hacerse los graciosillos y sentirse ingeniosos llamándonos podemitas, hasta la alta alcurnia de las letras no se recata y nos llama borrachos. ¿Qué será lo próximo? ¿Nos querrán mandar al paredón?

Felix de Azúa no deja pie con títere (ataca a izquierda y a derecha por igual, solo se salva la derecha Ciudadanos, de momento: " Hasta ahora votaba a Ciudadanos. Las próximas, veremos". La Iglesia también recibe su parte. Piensa que los gobiernos no deben inmiscuirse en la Cultura y afirma que en España los gestores culturales "llevan cuatro siglos de tiranía oligárquico-clerical donde creen que es cosa suya". Y lo más grotesco de todo, este país es franquista: "Me creí el socialismo y a Felipe González, pero ya no. Este país ha vuelto a su verdadera personalidad. Su verdadera personalidad es el franquismo". ¿Qué el franquismo sociológico sigue implantado en la sociedad y que muchos políticos e intelectuales le están quitando hierro a la dictadura franquista?, eso es indudable, una verdad como un templo, pero hemos de considerar que muchos ciudadanos estamos en las antípodas del franquismo. Vivir para ver.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada